Light of Work | Blog

Nuevas obligaciones laborales: un caos normativo

Nuevas obligaciones laborales

El aumento de los derechos laborales y las nuevas obligaciones laborales para las empresas están generando una compleja situación con resultados bastantes costosos para las compañías. Muchas empresas están preocupadas por el aumento de los costes asociados con las obligaciones. Como la subida de las cotizaciones sociales, que ha sido la señal de alerta para las compañías. Muchas de ellas tendrán que afrontar un importante impacto financiero.

Además de la subida de las cotizaciones sociales, las empresas deben asumir otros costes adicionales como la implementación de planes de igualdad y diversidad y la necesidad de contratar responsables que se dediquen a gestionar este tipo de obligaciones laborales. 

¿Qué supone la ampliación de derechos laborales?

La ampliación de derechos laborales está afectando especialmente a las empresas con una plantilla cualificada que recibe salarios superiores a los 50.000 euros. Estas empresas deben afrontar nuevos costes adicionales, como la implementación de planes de igualdad y diversidad, que implican la necesidad de tener un Delegado de Igualdad y, en un futuro, otro responsable de Diversidad y de Movilidad Sostenible.

Además, las empresas también deben hacer frente a un aumento de costes debido a la ampliación de los derechos de conciliación, así como por la ley de protección de denunciantes y la ley de familias.

Todos estos costes los tienen que asumir algún responsable, y muchas empresas han tenido que contratar a un Delegado de Protección de Datos, un responsable de Compliance y, posiblemente, otro responsable del canal de denuncias tras la aprobación de la ley de protección al denunciante, lo que representa un gran esfuerzo económico para las empresas.

Un constante aumento de los costes

Según Federico Durán, abogado de la CEOE, estos costes deberían socializarse y las empresas no deberían ser responsables de todos estos derechos. En lugar de eso, sugiere establecer unos mecanismos internos en las empresas para resolver conflictos de conciliación y otros conflictos civiles internos entre los trabajadores. 

Las empresas ya están lidiando con una serie de costes añadidos, como la subida de las cotizaciones sociales, el impacto financiero de las nuevas obligaciones, la necesidad de tener un delegado de igualdad, de diversidad y de protección de datos, entre otros.

Por lo que Durán piensa que no es necesario que las empresas tengan que hacerse cargo de todos estos derechos y asumir todos los costes que supone. 

Algunas empresas también están preocupadas por tener que pagar indemnizaciones a las mujeres maltratadas o víctimas de violencia de género, además de otras obligaciones adicionales que establece la ley trans y que tendrán que ser asumidas por las empresas. 

Las empresas no están tranquilas por los costes

Como las empresas están abrumadas por todas estas nuevas obligaciones laborales y derechos que deben asumir y que provoca un caos normativo y un gran coste económico, Fernando Ruiz, entrevistado por Economist & Jurist, sugiere lo siguiente:

“Es necesario revisar la forma en que se organizan estas obligaciones, ya que no tiene sentido que las pymes tengan las mismas obligaciones que las grandes empresas. Además, las empresas necesitan un asesoramiento legal detallado para poder sobrellevar todo este caos normativo.”

Muchas empresas grandes y pequeñas están esperando los nuevos cambios legislativos que generan nuevos costes para las empresas. Y el problema es que cumplir con estas obligaciones es difícil, sobre todo para las empresas pequeñas.

Una experta en relaciones laborales comparte la opinión de otros profesionales en que “las empresas deben centrarse en generar empleo y hacer negocios, pero al mismo tiempo, deben respetar los derechos laborales de sus trabajadores”.

Aunque se reconoce que la normativa laboral es compleja y está en constante cambio, las empresas necesitan un asesoramiento legal detallado de las nuevas obligaciones laborales (un caos normativo), para que puedan cumplir su objetivo de negocio mientras sus trabajadores se encuentran en un ambiente seguro, libre y respetuoso.

Facebook
WhatsApp
Telegram
LinkedIn
Twitter
Email

Más artículos